¿Cuánto te gustó esta noticia?
(Votos: 0 Promedio: 0)

Este miércoles se dio a conocer que el futuro de TikTok en Estados Unidos está en juego después de que el Congreso aprobara un proyecto de ley que prohíbe la popular aplicación de redes sociales.

Según la Encuesta Nacional de Consumo de Contenidos Audiovisuales del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), proporcionan una visión interesante, YouTube ocupa el primer lugar como la red social preferida por los niños en México en 2023, con un impresionante 55 por ciento de uso. Este liderazgo se respalda con un promedio de 2.4 horas de visualización por cada menor de edad. En segundo lugar se encuentra TikTok, la plataforma de origen chino propiedad de ByteDance, con un 49 por ciento de uso. Facebook, por otro lado, se sitúa en tercer lugar con menos del 40 por ciento de preferencia entre los niños, mostrando una dificultad para conectar con este público más joven.

TikTok, a pesar de haber tenido inicialmente una base de usuarios mayormente perteneciente a la Generación Z, ha experimentado un crecimiento significativo entre un público más adulto en los últimos tiempos. Según datos proporcionados por la propia plataforma, en el último año, el uso de TikTok ha aumentado en un 36 por ciento, destacando un crecimiento considerable entre usuarios de entre 16 y 34 años. Este grupo demográfico, caracterizado por su alta actividad en redes sociales, representa más del 30 por ciento del crecimiento total de usuarios en la plataforma.

¿Qué pasará en TikTok?

El presidente Joe Biden promulgó la legislación el miércoles, dando a su empresa matriz de propiedad china, ByteDance, dos opciones difíciles: vender TikTok a un comprador aprobado por Estados Unidos o enfrentar una prohibición a nivel nacional.

Si bien la prohibición se convirtió en ley, podrían pasar años antes de que entre en vigor por completo. Se espera que ByteDance impugne el estatuto ante los tribunales, un proceso que podría retrasar la prohibición durante un período significativo.

El presidente potencialmente puede posponer la implementación de la prohibición por 90 días. Incluso después de eso, es probable que ByteDance presente una demanda, deteniendo la cuenta regresiva mientras el Tribunal de Apelaciones del Circuito de DC revisa el caso. La parte perdedora podría entonces apelar ante la Corte Suprema de Estados Unidos, ampliando aún más el plazo. Los expertos de la industria predicen que una prohibición de TikTok no se aplicaría plenamente hasta al menos 2026.

TikTok ha manifestado anteriormente su intención de luchar contra la prohibición, argumentando que la legislación es inconstitucional y que la empresa ya ha tomado numerosas medidas para salvaguardar los datos de los usuarios estadounidenses. La aplicación ha iniciado una agresiva campaña de cabildeo, destacando las historias de propietarios de pequeñas empresas y personas influyentes que dependen de su plataforma para su sustento.

El proyecto de ley permite que TikTok continúe operando en los EE. UU. si ByteDance encuentra un comprador aprobado en los EE. UU. para la aplicación. Si bien algunos gigantes tecnológicos podrían estar interesados, los expertos creen que los reguladores de la administración Biden, así como los críticos de las grandes tecnologías, no querrían ampliar el poder de dichas empresas.

Otros compradores potenciales podrían incluir un grupo liderado por el exsecretario del Tesoro de la administración Trump, Steve Mnuchin, quien anunció planes para formar un grupo de inversionistas. El ex director ejecutivo de Activision Blizzard, Bobby Kotick, también ha sido mencionado como un comprador potencial. Los expertos señalan que TikTok probablemente se vendería por un precio más bajo que la valoración total de ByteDance, especialmente si se ve obligado a vender sin su codiciado algoritmo de recomendación.

Es poco probable que ByteDance acepte una venta ya que el gobierno chino considera el algoritmo TikTok como un activo de seguridad nacional. Esto reduce significativamente el atractivo de una venta forzada de TikTok para los compradores potenciales.

Incluso si finalmente se prohibiera TikTok en Estados Unidos, el impacto podría ser limitado. La mayoría de los usuarios de TikTok ya están activos en otras plataformas y podrían migrar su contenido con relativa facilidad a Instagram, Facebook o YouTube. Los analistas de mercado anticipan que una prohibición de TikTok llevaría a Meta (propietario de Instagram y Facebook) y YouTube a obtener una parte importante de los ingresos publicitarios de TikTok en Estados Unidos.

La prohibición de TikTok refleja una creciente preocupación por la influencia china y el posible impacto negativo de las redes sociales en los jóvenes. Los legisladores y funcionarios encargados de hacer cumplir la ley, incluido el director del FBI, Christopher Wray, han advertido repetidamente que TikTok es una amenaza a la seguridad nacional debido a su potencial para que el gobierno chino recopile datos de usuarios, espíe a los estadounidenses y difunda información errónea.

Comparten hack para reconocer “mala calidad” en los productos de Zara

Ver el artículo original

¿Cuánto te gustó esta noticia?
(Votos: 0 Promedio: 0)

¡Hazlo VIRAL ahora! 🚀🥇